La deuda de Cádiz: de Quito a la quita

14 de diciembre de 2015 por Antonio M. de la Vega

Aunque el dicho popular diga que todos los caminos conducen a Roma, últimamente en Cádiz parece que, si no todos, la mayoría de los caminos conducen a Quito. Y es que Ecuador es un referente para los gobernantes de la ciudad en materia económica.

El país sudamericano fue el primero en todo el mundo que tomó la decisión de declarar su deuda Deuda Deuda multilateral La que es debida al Banco Mundial, al FMI, a los bancos de desarrollo regionales como el Banco Africano de Desarrollo y a otras organizaciones multilaterales como el Fondo Europeo de Desarrollo.
Deuda privada Préstamos contraídos por prestatarios privados sea cual sea el prestador.
Deuda pública Conjunto de préstamos contraídos por prestatarios públicos. Reescalonamiento. Modificación de los términos de una deuda, por ejemplo modificando los vencimientos o en relación al pago de lo principal y/o de los intereses.
ilegítima en noviembre de 2008. Y todo apunta a que de esa experiencia emana en buena medida el anhelo del equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Cádiz de solicitar una quita de parte de la deuda contraída por el Consistorio con entidades bancarias, previa declaración de la misma como «ilegítima».

Sin duda, la gestión del presidente ecuatoriano, Rafael Correa, ha debido ser inspiradora para José Ramón Páez, asesor en asuntos económicos del equipo de Gobierno. Es uno de los cargos de confianza contratados por el alcalde de Cádiz, José María González, en este caso con el cargo de asesor de gabinete. Y esto es así porque Páez ha ejercido durante los últimos años como consultor-asesor de la Superintendencia de Economía Popular y Solidaria de Ecuador.

El asesor del alcalde ha tenido un papel protagonista en la recopilación de datos económicos del Ayuntamiento, poniendo el foco en la gestión del anterior equipo de Gobierno, con la firma de diversos préstamos bancarios, siendo los más importantes los concedidos gracias a los planes de pago a proveedores. En las últimas semanas el equipo de Gobierno ha ido ofreciendo datos –tanto en ruedas de prensa como a través del portal de transparencia– sobre el endeudamiento municipal, el débito que se mantiene con los respectivos bancos y el uso que se ha dado al dinero concedido por las distintas entidades financieras y que, según el equipo de Gobierno, ha llevado a la ciudad a una situación de «quiebra».

Basándose en esa información económica el equipo de Gobierno, formado por los concejales de Podemos y Ganemos, elevaron al Pleno una propuesta en la que pedían la declaración de parte de la deuda como «ilegítima», al considerar los intereses que se están pagando a los bancos como abusivos. Esa quita, que tendría que ser aprobada por el Ministerio de Hacienda, hubiera conllevado un ahorro de alrededor 14 millones de euros.

Como es bien sabido, debido a la controversia generada por la propuesta, todo ha quedado en nada, después del agrio debate que suscitó esta idea entre el gobierno y los tres partidos de la oposición municipal.

Pero más allá de que esta intención municipal sea justa o un simple «brindis al sol», un gesto de cara al electorado de Podemos a pocas semanas de una cita crucial con las urnas con motivo de las primeras elecciones generales a las que se presenta la formación, se podría pensar que el partido de Pablo Iglesias está tratando de poner en marcha en Cádiz algunas medidas que, en caso de llegar a buen puerto, tendrían traslación al Gobierno de la nación, si llegan al poder, o a otros parlamentos regionales o locales en los que tengan una representación mayoritaria. Eso, a pesar de que el discurso de Iglesias respecto a la ilegitimidad deuda se ha ido suavizando en los últimos meses.

En cualquier caso, la mano de Páez debe estar detrás de esta propuesta del equipo de Gobierno gaditano. Conoce de cerca el resultado de la declaración ecuatoriana y es experto en Desarrollo Económico y Economía Social. Los resultados posteriores de esta medida del gobierno de Correa son discutibles, aunque obviamente desde el prisma anticapitalista son el camino a seguir.

Está claro que la situación de un gobierno como el de Ecuador y la de un ayuntamiento como el de Cádiz son difícilmente equiparables, ni los motivos de la deuda ni las consecuencias de la declaración de ilegitimidad son las mismas. Ecuador optó por enfrentarse a los mercados internacionales, aún a riesgo de salir de los flujos económicos de los grandes bancos y entidades financieras. Se pensó allá que la gestión de los anteriores mandatarios fue irresponsable y que los intereses eran usura. Ahí la coincidencia con el planteamiento del equipo de Gobierno gaditano sí es total.

Estas teorías acerca del tratamiento que se debe dar a la deuda en las administraciones públicas son exactamente las defendidas por uno de los ideólogos de las políticas económicas de Podemos, Alberto Montero. El nombre de este profesor de la Universidad de Málaga saltó a la palestra mediática hace unos meses por haber sido quien contrató a Íñigo Errejón para elaborar un estudio sobre las políticas de vivienda en Andalucía, que acabó con la apertura de un expediente al número 2 de Pablo Iglesias por incumplimiento de sus responsabilidades contractuales.

En estos momentos Montero es el cabeza de lista de Podemos al Congreso por la provincia de Málaga. Y parece que la sintonía entre Alberto Montero y José Ramón Páez va más allá de compartir tesis económicas, puesto que el asesor del Ayuntamiento de Cádiz también figura en la lista malagueña del partido morado –en el puesto número 8– para su asalto al Congreso el próximo 20 de diciembre. También hay otra coincidencia, y es que el economista catalán y profesor de la UMA también ha ejercido labores de asesoría para el Gobierno de Ecuador, del mismo modo que ha trabajado en el mismo sentido en otros países con gobiernos populistas como Venezuela y Bolivia.

Montero aboga por la auditoría ciudadana de la deuda para negociar una reestructuración y quita de la deuda que se considere «ilegítima». Justo ese argumento también fue escuchado esta misma semana en el Ayuntamiento gaditano durante la visita de Éric Toussaint, cofundador del Observatorio Internacional de la Deuda y exasesor de Naciones Unidas. El alcalde lo presentó como «uno de los mayores expertos internacionales en auditorías de deuda». Eso es justo lo que se quiere hacer en Cádiz el año que viene.

En su visita a Cádiz, motivada por un «interés Interés Cantidad pagada como remuneración de una inversión o percibida por un prestamista. El interés se calcula sobre la base de la cantidad de capital invertido o prestado, de la duración de la operación y del último tipo aplicado en ese momento. personal», según explicó –«no va a ser asesor del Ayuntamiento», quiso aclarar el alcalde–, Toussaint reforzó los argumentos de Podemos Cádiz sobre la deuda, defendiendo que la misma «se analice de manera rigurosa, ya que buena parte de los gastos municipales van destinados a pagarla y cuando el pago representa una parte importante del mismo, impide al gobierno mejorar los servicios que presta a la población». No dudó en poner el acento en la posible «ilegitimidad» e incluso «ilegalidad» de la deuda municipal.

Y no es la primera vez que Toussaint habla de esto. A ello ha dedicado buena parte de su vida profesional. Y como todos los caminos conducen a Quito, por supuesto también en su historial se halla el haber sido integrante de la comisión encargada de realizar la auditoría integral del crédito público interno y externo encargada por el Gobierno de Ecuador entre julio de 2007 y septiembre de 2008 y sobre cuya base se determinó por parte del ejecutivo de Correa la declaración de ilegitimidad de la deuda nacional y la consiguiente suspensión de parte del pago de la misma.


Fuente: Lavozdigital.es


CADTM

COMITE PARA LA ABOLICION DE LA DEUDAS ILEGITIMAS

35 rue Fabry
4000 - Liège- Belgique

00324 226 62 85
info@cadtm.org

cadtm.org