printer printer Haga clic en el icono verde de la derecha
Haití
Declaración de la PAPDA luego del paso del huracán Matthieu
por PAPDA
22 de octubre de 2016

La Plataforma haitiana de Lucha por un Desarrollo Alternativo de Haití (PAPDA) está consternada e indignada frente a las consecuencias dramáticas del pasaje del huracán Matthieu, que ha dejado tras de sí una larga estela de dolor, devastación y descapitalización.

Deseamos presentar nuestras condolencias a todas las víctimas y a todas las comunidades golpeadas, brutalmente, en una coyuntura ya difícil. Queremos saludar el coraje y la determinación de las comunidades siniestradas, quienes, gracias a muchos sacrificios y animadas por un espíritu de solidaridad sin fallas, han podido salvar numerosas vidas humanas y han logrado reducir el balance de la catástrofe.

Saludamos, igualmente, el excelente trabajo llevado adelante por la Dirección de Protección Civil (DPC), tanto a nivel central como local que, gracias a medidas de prevención adecuadas, llegó a salvar decenas de miles de vidas. Alentamos al Estado haitiano a potenciar el mecanismo implementado en torno de la DPC otorgándole más medios institucionales y financieros y, reforzando la dimensión educativa de su trabajo, introduciendo cursos de salvataje en las escuelas primarias y secundarias, como así, también, organizando de manera regular ejercicios de simulacros susceptibles de preparar mejor a las comunidades haitianas para enfrentar y administrar situaciones de esta naturaleza.

Saludamos, igualmente, los esfuerzos realizados por el actual gobierno para evitar la vergonzosa repetición del escenario del año 2010, tratando de reservar para sí las tareas esenciales como, por ejemplo, la evaluación de los destrozos y la elección de las prioridades en el marco de las intervenciones humanitarias.

Más allá de ello, la PAPDA desea hacer una serie de consideraciones que apuntan a concluir en recomendaciones susceptibles de modificar las reglas del juego con el objetivo de robustecer las capacidades estructurales de las instituciones haitianas y de responder adecuada y eficazmente a este tipo de catástrofes:

1- Analizando la lista de catástrofes de grandes dimensiones que han golpeado nuestro país en el curso de los 3 últimos siglos, se constata una aceleración evidente de ellos en el curso de los últimos 20 años. Numerosos estudios señalan que el aumento de la frecuencia de este tipo de catástrofes y su creciente intensidad es una consecuencia directa de los cambios climáticos causados por el modo de gestión planetaria impuesto por un sistema capitalista cada vez más ávido de lucros financieros y destructor de los pilares de la reproducción de la vida sobre nuestro planeta. Los pueblos y, en particular, los habitantes de los pequeños estados insulares como Haití, que son las primeras víctimas de estos cambios dramáticos, deben comprender la necesidad de modificar su estilo de vida y de luchar contra el sistema capitalista.

2- Se constata en el curso de los últimos decenios, una tendencia creciente al agravamiento de los niveles de vulnerabilidad de nuestro país clasificado como “estado frágil” por las Instituciones Financieras Internacionales (IFIs). Este resultado es la consecuencia directa de las políticas económicas neoliberales implementadas progresivamente en nuestro país desde noviembre de 1983 y que contribuyeron a destruir una buena parte de las capacidades productivas nacionales, agravando la dependencia, debilitando al Estado y sus capacidades de intervención, profundizando los niveles de inseguridad alimentaria y la desocupación. Desestructurando, al mismo tiempo, el tejido social a través de la intensificación de los flujos migratorios, la pauperización masiva y las políticas sociales insuficientes, gangrenadas por la corrupción organizada. La dolorosa crisis actual, que interviene en plena coyuntura de campaña electoral, exige una ruptura radical con respecto a las opciones neoliberales y exige nuevas alternativas en la articulación de políticas públicas. La ruptura radical con las políticas neoliberales constituye un giro obligado hacia la reconstrucción nacional.

3- La acción gubernamental sufrió un déficit fuerte de coordinación durante las primeras 72 horas que siguieron al sismo. La falta de recursos financieros y técnicos redujeron la eficacia de las intervenciones, a pesar del coraje de grupos de jóvenes voluntarios que se involucraron con la labor de prevención y de primeros auxilios, como fue constatado en la comuna de Beaumont en el Grande-Anse. Todos los observadores denunciaron las precarias e inaceptables condiciones en los refugios temporales.

4- La grosera instrumentalización de la crisis humanitaria por parte de algunos candidatos a la Presidencia debe ser denunciada. Se trata de la manifestación del desprecio secular de los aparatos políticos tradicionales que no ven a los miembros de la población más que cuando éstos deben servir de trampolín para acceder al poder y a sus privilegios. Toda asistencia a los segmentos siniestrados de la población debe hacerse sin ningún tipo de mezquindades y especulaciones y fuera de toda tentativa de privatizar y de desviar las donaciones recibidas con fines de manipulación política.

5- La PAPDA saluda con entusiasmo las contribuciones de solidarias de Cuba y la República Bolivariana que llegan, rápidamente, a las víctimas, evitando la militarización de la ayuda humanitaria. [1]

6- Toda ayuda no es, necesariamente, buena y aceptable, muy frecuentemente hay agendas ocultas bajo las operaciones humanitarias. La ayuda humanitaria está encuadrada por principios, estándares y valores definidos entre otros por la Carta humanitaria “Sphere”. [2]

7- Recomendaciones:

7.1 El Pueblo haitiano debe participar de manera masiva y resuelta en la lucha contra el cambio climático y, sobretodo, luchar contra las causas sistémicas del calentamiento global.

7.2 Reforzamiento de las políticas preventivas: Dispositivos institucionales y territoriales de prevención articulados a un nuevo proceso de apropiación del territorio y una concretización de la descentralización.

7.3 Poner en funcionamiento dispositivos permanentes que aseguren la producción de la economía familiar campesina.
7.4 Alentar y desarrollar la solidaridad inter-haitiana, intra-comunitaria, intercomunitaria e inter-regional incluyendo la disponibilidad de numerosos sectores de la diáspora.

7.5 Refuerzo institucional, técnico, operacional, y financiero de la Dirección de Protección Civil (DPC).

7.6 Instalar un espacio nacional de respuesta a las consecuencias del ciclón Matthieu y de coordinación de las intervenciones humanitarias y de rehabilitación según la excelente propuesta de la coalición “4 je”. [3]

7.7 Aplicación estricta de los principios de la asistencia humanitaria (documento “Sphere”) de manera que se preserve la dignidad de los asistidos y elaborar respuestas con modalidades participativas tomando a las comunidades víctimas como principales actores de su relevamiento.

7.8 Aplicar los principios de la eficacia de la ayuda y de la eficacia del desarrollo.

7.9 Priorizar las compras locales y de contratos con organizaciones y empresas haitianas.

7-10 La ayuda no debe generar más dependencia y debe ser estructurante. Debe inspirarse de una visión de largo plazo del desarrollo nacional.

7.11 Renunciar a la dictadura de las políticas neoliberales impuestas por las instituciones financieras (incluyendo el Banco Mundial (BM) - el Fondo Monetario Internacional (FMI), el Banco Interamericano de Desarrollo (BID)) y dar prioridad a las inversiones generadoras de empleo, en particular en el subsector de la economía familiar campesina.


Camille Chalmers
Director Ejecutivo de la PAPDA
Puerto Príncipe, 13 octubre 2016.

Notas :

[1Venezuela, desde el 5 de octubre proporcionó más de 680 toneladas de alimentos y equipos a pesar de las condiciones difíciles para ese país. Cuba ha enviado, el mismo día de la catástrofe, 38 médicos de la brigada Reeves compuesto por epidemiólogos y especialistas en situaciones de desastre.

[2Véase por ejemplo el documento: «El Proyecto Esfera, Carta Humanitaria y normas mínimas para la respuesta humanitaria.» Edición Hobbs las impresoras, Hampshire, Gran Bretaña 2013. http://www.sphereproject.org/sphere...

[3La plataforma «4 je» para varios grupos de federaciones nacionales de agricultores y la coordinación regional. Por ahora, se incluye el MPP (Movimiento Campesino de la papaya), TK (Tet Kole Ti Peyizan) CROSE (organizaciones de Coordinación Regional del Sudeste), el MPNKP (Mouvman Peyizan Nasyonal Kongre Papay).

PAPDA

CADTM Haïti - Plateforme Haïtienne de Plaidoyer pour un Développement Alternatif