La ONU declara al presidente Evo Morales “Héroe mundial de defensa de la Madre Tierra”

2 de septiembre de 2009


Mientras aún la híper afanosa ciudad de La Paz disfruta de sus últimos sueños sabatinos, campesinos/as, indígenas, mineros y citadinos/as hacen fila, presurosos y sonrientes, para ingresar al histórico Palacio de Gobierno antes que el reloj marque las 07:00 Hrs. ¡No son la servidumbre de la clase política que duerme en el Palacio Quemado! ¡Ellos y ellas ya no corren a limpiar y a preparar el desayuno, como se solía practicar, al Excelentísimo Señor Presidente de la República que acostumbraba levantarse a las 11:00 Hrs. Ellos y ellas son invitados oficiales, por su similar, ahora Presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, Evo Morales Ayma, al inédito acto de reconocimiento y condecoración que la Organización de Naciones Unidas realiza al Compañero Presidente como “Héroe Mundial de Defensa de la Madre Tierra”.

Una vez ya dentro del Palacio Presidencial, ahora casa de la diversa y heterogénea Bolivia, el Sacerdote Misionero Maryknoll, Presidente de la Asamblea General de la ONU, Miguel D’Escoto, a nombre de todos los países que conforman las Naciones Unidas, condecoró al Compañero Presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, Evo Morales Ayma, como “Héroe Defensor de la Madre Tierra”, entregándole una medalla y una plaqueta cuya Resolución dice:

"Tomando en cuenta las múltiples y convergentes crisis que actualmente acosan a la humanidad, amenazando hasta la continuación de su propia especie y la sostenibilidad de vida en la tierra. Consciente, además, de que estas son consecuencias de los antivalores del individualismo, codicia, egoísmo e irresponsabilidad social y ambiental, promovidos por el espíritu y la práctica capitalista. Convencido de que el estado de bancarrota moral en que se encuentra el mundo sólo puede ser superado por el espíritu y la práctica de la solidaridad, virtud que necesariamente incluyen el ejercicio de la mayordomía humana sobre la creación con mucho amor y respeto por la Madre Tierra. Reconociendo que el máximo exponente y paradigma de amor a la Madre Tierra es el Presidente Evo Morales Ayma, constructor del nuevo Estado Plurinacional de Bolivia, insigne luchador de la verdadera democracia y la paz. Y después de amplias consultas con representantes de estados miembros de la Asamblea de la ONU, declaro al Presidente Evo Morales Ayma, Héroe Mundial de la Madre Tierra”.

D’Escoto, además, reconoció que fue Evo Morales quien conmovió al mundo con su discurso para que la ONU declarara el Día Mundial de la Tierra. El Presidente de la ONU, refiriéndose al Presidente Morales, dijo: “Él nos enseñó que nosotros pertenecemos a la Madre Tierra, y no ella a nosotros, por eso no debemos mercantilizarla”.

La ONU también estableció declarar a otros dos paradigmas de vida como héroes mundiales. Ellos son: el Comandante Fidel Castro, como “Héroe Mundial de la Solidaridad”, y el difunto ex Presidente de Tanzania, en proceso de canonización, Julius Nyerere, como “Héroe de la Justicia Social”. En palabras del Presidente de la ONU: “Estamos en un momento en que necesitamos cambio de valores. Regresar a los valores ancestrales”.

D’Escoto concluyó su histórica intervención convocando a la humanidad con las siguientes palabras: “Digo al mundo entero que estas tres personas encarnan las virtudes, los valores, dignos de ser practicados por todos nosotros”.

Mientras los y las presentes no terminaban de creer y asimilar lo que estaba ocurriéndole a Bolivia, el Compañero Evo Morales, bajo la atenta mirada de rostros felices de diferentes colores, rodeado de mujeres de pollera, hombres y mujeres de traje, corbatas, mantas, sombreros y guarda tojos, y ante la contenida mirada de felicidad de los otros héroes como Túpac Katari, Bartolina Sisa, Simón Bolívar y otros/as próceres del país, agradeció al Presidente de la ONU y dijo: “Padre Miguel, no estoy conforme con este reconocimiento a Evo Morales, estoy conforme sólo si es un reconocimiento a los pueblos indígenas originarios. A nombre de ellos, muchas gracias”. Y la verdad es que, como el mismo Evo dice: “Lo único que hace Evo Morales es recoger y difundir las vivencias que tienen las comunidades originarias en respeto con la Madre Tierra, en colectividad y comunidad. Estas vivencias se resumen en el concepto de ‘Vivir Bien’”.

En su acostumbrada intervención profética, el Héroe y Defensor de la Madre Tierra, afirmó al mundo con contundencia: “El primer enemigo de la Madre Tierra, por tanto de la vida humana, es el capitalismo. Perdón, representantes, embajadores, de países que ostentan este modelo económico.

Por tanto, hay que empezar a debatir y a acabar con el sistema capitalista”. Y continuó diciendo: “Cuando los pueblos se rebelan contra el capitalismo, las transnacionales planifican invasiones para apropiarse de los recursos naturales y acumular más capital. Por eso Bolivia ha renunciado a la guerra”. El reconocido defensor de la Madre Tierra concluyó convocando al mundo y a las organizaciones sociales de Bolivia a “generar y plantear propuestas para retornar al equilibrio planetario, al ‘pacha kuty’”.

Este histórico acto del reconocimiento de la ONU a un líder indígena como Héroe Defensor de la Tierra implica una gran responsabilidad, no sólo para los pueblos indígenas y originarios del país, sino para todo el pueblo boliviano. El mundo está con los ojos puestos en Bolivia como un ejemplo a seguir. No es gratuito que a nuestro Presidente en ejerció lo declare la ONU como paradigma mundial de vida. Es responsabilidad de cada uno de nosotros/as, en el marco de nuestras limitaciones, continuar y/o asumir la defensa de nuestra Madre Tierra, herida de muerte, reorientando nuestras vidas hacia una conversión ecológica. Sólo con una nueva cultura ecológica, en convivencia con los y las integrantes de la comunidad cósmica, podremos, con autoridad, testimoniar e interpelar al mundo a cambiar la actitud suicida y ecocida de la humanidad moderna.



CADTM

COMITE PARA LA ABOLICION DE LA DEUDAS ILEGITIMAS

35 rue Fabry
4000 - Liège- Belgique

00324 226 62 85
info@cadtm.org

cadtm.org